martes, junio 25, 2013

El tan llevado y traído Vive Bus.

El pasado sábado mi marido amaneció con la idea de irnos a pasear a la feria y no conforme con eso, de que nos transportáramos en el "Vive Bus" que está haciendo el recorrido de norte a sur y de regreso totalmente gratis, con la finalidad de que los ciudadanos puedan acudir a la Feria Internacional Santa Rita-Expogan (no es anuncio) que está en el complejo Avalos y de pasadita, conozcan el servicio del nuevo sistema de transporte que ha generado mucha polémica.

Mucho se ha dicho de esta nueva forma de movilidad urbana, y con "nueva" quiero decir que es un concepto muy diferente a lo que estamos acostumbrados en esta ciudad porque este esquema se ha aplicado en otras urbes, incluyendo la capital de nuestro país en dónde el "Metrobus" ya cuenta con varias líneas que recorren diversos puntos de la ciudad y tiene varios años en servicio con muy buenos resultados.

La verdad es que el Vive Bus superó mis expectativas.  Las unidades están limpias y son cómodas.  Los pasillos son amplios, aunque se sacrifican algunos espacios de asientos vale la pena sobre todo para las personas que hacen el viaje de pie.  Y lo mejor de todo, los camiones están climatizados así que no se perciben los aromas desagradables propios del sudor aunque haga mucho calor. También cuentan con un área especial para personas con sillas de ruedas.  Por otro lado, pues el recorrido se realiza relativamente rápido, 40 minutos de norte a sur.  Hay que tomar en cuenta que la unidad no se detuvo en todas las estaciones ya que éstas, aún no están operando pero de cualquier forma el trayecto no demoró demasiado, bueno para mi hijo Gael sí.  Me dijo que ya le había aburrido el Vive Bus, si faltaba mucho para llegar a nuestro destino.

Llegamos a la Terminal Sur y ahí abordamos otro autobús que nos llevó ya a las nuevas instalaciones de la feria. A la hora de la salida es igual, se toma un camión frente al complejo para ir a la terminal y ahí tomar un vehículo que nos llevara de regreso a la Terminal Norte en dónde dejamos nuestro carro. En resumen, un viaje rápido y confortable.  Nos ahorramos gasolina y el costo del estacionamiento, además de que a juzgar por la cantidad de gente que acudió, hubiéramos tenido que dejar el auto muy lejos y caminar bastante y con dos niños, eso se antoja demasiado complicado.

Sólo vi un problema (además de la gente abusona que se trata de meter en la fila, pero conmigo y con mi viejo se la pelaron, jojojojo.) y somos nosotros: los ciudadanos.  Los que vamos a usar el servicio y los que conducimos un vehículo que tenemos que aprender a convivir con la idea de un carril confinado en las vialidades por donde circulará el camión.

Pollo y yo vimos con mucha tristeza que apenas a dos semanas de que empezara el funcionamiento de este sistema de transporte algunas unidades ya están rayadas, cómo se dice coloquialmente "plaqueadas".  Si eso es apenas en quince días ¿cómo estarán a un año de servicio? ¿por qué hay personas que no pueden ver un bien en buen estado?  Esos camiones son nuestros, las estaciones fueron construídas con nuestro dinero ¿a poco esas personas que lo hicieron así rayan las paredes de su casa?

Y luego los conductores, que ya saben que por el carril del camión está prohibido circular y no pueden dar vuelta a la izquierda obstruyendo la vía ¡ah no! ahí van y se meten en esa zona y se aferran a virar aunque no permitan el paso del Vive Bus.  TACHE y no al nuevo sistema, sino a nosotros.

Tengo la esperanza de que poco a poco nos acostumbremos, es cierto, implica un proceso y una molestia inicial pero a futuro puede ser una alternativa muy positiva.  Hasta mi "homble" ya tiene planes de irse en el camioncito a su trabajo, pero que ni crea que lo voy a dejar si él tiene que dejar en la escuela al crío mayor, mínimo que se espere un año a que entre el peque a la primaria y entonces, sólo entonces lo consideraré, jajajajaja.

Creo que tenemos que empezar a ver las ventajas que nos ofrece este transporte, veamos el impacto que puede tener en nuestro ambiente y en nuestra economía.  No nos dejemos llevar por comentarios pendejos de nuestros dizque "líderes de opinión" que no tienen más que un dedo de frente y se atreven a llamarlo "Estorba bus" cuando ni siquiera saben la forma en la que opera.  Quitemos ya de nuestro pensamiento las ideas tradicionalistas que muchas veces sirven para dos cosas; para nada y para pura chingada.

Hay que probar e intentar, dejemos de pensar en nuestra comodidad a favor del beneficio común y aprendamos a cuidar nuestro patrimonio.  Si queremos ser una sociedad avanzada, ese es el primer paso.

P.D. Por cierto, el nombre de "Vive Bus" no me agrada.  Tú ¿cómo lo llamarías?

2 comentarios:

Econotintasdechihuahua dijo...

Como se ve BV que trabaja para gobierno.. ;(

Ana María Sánchez Pacheco dijo...

¡Ay mi estimado! Econotintasdechihuahua primero que nada, tenga los "pantaloncitos" de hacer su comentario sin escudarse en el nombre de una empresa. Segundo, no trabajo para gobierno, soy ama de casa y tercero, actualice primero todos sus sitios, dedíquese mejor a eso en lugar de rebuznar sin saber.